Ha sido una experiencia muy enriquecedora. Quiero destacar tu potencial, has trasmitido con una claridad fantástica los conceptos. La gestión de las emociones debería ser asignatura obligatoria en nuestra educación, nos ayudaría a ser más felices y nos evitaría muchas enfermedades, ayudándonos a comprender que lo más importante en la vida es que lo más importante sea lo más importante.

Marta Usó (Burjassot)